Imparable

¿Las películas de desastres están consideradas un género?

Supongo que sí, y desde luego esta película pertenece a él. Tiene todos los elementos. Para empezar, todo ocurre en algún medio de transporte o localización espectacular (en este caso en un tren de miles de toneladas cargado con material explosivo). Una pequeña cosa sale mal, y su efecto empieza a multiplicarse. Los responsables lo minimizan. Algún experto que pasa por allí, normalmente con algún tipo de problema personal, avisa de lo que puede pasar, pero nadie le hace caso hasta que es demasiado tarde y es necesaria una mision suicida para evitar que ocurra lo peor.

En general estas películas no suelen ser de las que ganan óscars, pero sí pueden ser bastante emocionantes y entretenidas, como en este caso. Además el tener un buen actor como Washington siempre le da más interés.

En resumen, un empleado gañán deja que se escape un tren sin frenos y sin conductor. Al principio todo el mundo cree que será fácil pararlo, pero poco a poco se van dando cuenta de que un enorme tren con carga explosiva no se puede detener así como así. Suerte que Frank, el conductor, pasaba por la misma vía con su convoy… Gracias a él consiguen frenarlo lo suficiente como para que no descarrile en medio de la ciudad.

¡Y está inspirado en hechos reales!

Anuncios
Esta entrada fue publicada en cine y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s