Shutter island

Una prueba de que una película sea buena podría ser que horas después todavía estés discutiendo sobre distintas formas de interpretarla. En este caso se cumple eso… y además se añade un suspense y giros argumentales dignos de Hitchcock. Después de verla, probablemente te quedarás pensando un buen rato en la siguiente pregunta:

¿Preferirías vivir siendo un monstruo o morir siendo un hombre bueno?

Al principio de la historia se nos presenta a Teddy Daniels (Di Caprio), un agente judicial que visita el psiquiátrico de Shutter Island, un sitio siniestro lleno de enfermos peligrosos que son rechazados en otros lugares. Le acompaña un nuevo agente a su cargo, y su intención es investigar la desaparición de una paciente.

Una vez allí conocen al director del centro, que por alguna razón se muestra extrañamente reservado y les oculta información. Debido al mal tiempo se quedan atrapados, y poco a poco Daniels empieza a sufrir extraños delirios que quizás estén relacionados con la medicación que está recibiendo sin saberlo. Una explicación a todo esto podría ser que en algún lugar del centro, como el faro abandonado, se estén realizando ciertos experimentos con pacientes que el director quiere ocultar. La otra explicación… bueno, lo diré de esta forma: ¿habéis leido Los renglones torcidos de Dios? o ¿Batman, la broma asesina?

Citando al mismo Joker, en El caballero oscuro:

La locura es como la gravedad. Todo lo que hace falta es un empujon

Anuncios
Esta entrada fue publicada en cine y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s